Aviso: Esta página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si continúas navegando, sin modificar la configuración, consideramos que aceptas su uso. Puedes modificar la configuración en cualquier momento. Leer más sobre privacidad - Cerrar Aviso

memoriablauWeb :: Buscar

Registro - Conectar   Recordar

.
[ Registrarse ] Perfil | Mensajería privada | Conectarse |  F.A.Q. | Buscar  
[ Inicio ] [ Índice de Foros ] [ Mis Favoritos ] [ Chat ] [ Sitios amigos ]


El alférez provisional
De portaestandarte medieval, a médula espinal del Ejército nacional en la guerra civil

Página 1 de 2 | Ir a página 1, 2  Siguiente

Ir abajo | Responder

Publicar Nuevo Tema   Responder al Tema        Índice de memoriablau -> Precedentes históricos
 Ver tema anterior :: Ver siguiente tema  
Autor Mensaje
Amenofis
Generalleutnant
Generalleutnant
Amenofis

Registrado: 27 Dec 2008
Mensajes: 3663
Promedio por Día: 1.8
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 19 Oct 2010 11:12 pm    Título del mensaje: El alférez provisional Responder citando

La figura del Alférez Provisional está magistralmente descrita en el texto que incluyo, y que publicó ABC en 1961.

Su espíritu puede considerarse, desde luego, un precedente del que animó a una grandísima parte de los guripas de la DEV. Además, muchos de ellos habían sido "estampillados" en la Cruzada de Liberación.

Incluyo el artículo tal cual, respetando las expresiones y espíritu propio de la España de hace 50 años (autor: José Mª Gárate; hemeroteca ABC, 26-9-1961, pag. 16 y siguientes).:

EL ALFÉREZ PROVISIONAL, EN SUS BODAS DE PLATA

"Todo lo nuevo encuentra antecedentes más remotos cuanto menos se apure la semejanza. El primer ejemplo moderno del “oficial improvisado” lo produjeron las numerosas “escuelas de circunstancias” creadas por toda la península durante la guerra de la independencia. Sólo para ingenieros hubo dieciséis. En la de Cádiz hizo sus “cursillos” el general Espartero, procedente del “batallón Sagrado”, unidad de estudiantes voluntarios que, como otras semejantes, fue cantera de mandos subalternos. Las dos guerras carlistas se proveyeron también de “oficiales de urgencia” por los procedimientos más variados. Pero ninguna de aquellas escuelas creó un nombre ni un tipo de oficial con pervivencia histórica.

En nuestra guerra de Liberación, la penuria de mandos hizo que casi al mes y medio del Alzamiento se convocaran en Burgos y Sevilla cursos de quince días para la “concesión provisional” del cargo de alférez a quienes tuviesen título de bachiller, aptitud física y veinte años cumplidos, sin llegar a los treinta. Según el decreto inicial -7 de septiembre de 1936- la necesidad de una formación de oficiales “rápida y eficaz”, obligaba a “romper ciertos moldes reglamentarios” que no eran adaptables a la situación por lo que la medida tenía sólo una “efectividad provisional”. Esta insistencia en la provisionalidad hizo que, a partir del 27 de octubre, los nuevos alféreces fuesen oficialmente llamados “Provisionales”.

Comenzó el curso en Burgos el 15 de septiembre dirigido por el coronel Gil Verdejo. Doce días practicando el mando de sección en campaña, fue toda la ciencia militar de aquellos bachilleres combatientes. El tres de octubre, a la una de la tarde, formulaban su petición de destino los 183 alumnos aprobados. Media hora después recibían como credenciales un pasaporte y lista de embarque para incorporarse a unidades no solicitadas y de cuya existencia acaso no tenían noticia.

Así aparecieron aquellos 139 alféreces de Infantería y 43 de Artillería que estrenaban el raro distintivo de una estrella perdida en el cielo negro de un paño de 91 centímetros cuadrados – siete por trece-, a la altura del corazón. Una tira calculada para contener igualmente las estrellas de coronel habilitado.

Nacidos sin la menor espectacularidad, fueron casi ignorados y difícilmente saludados por la tropa, que no acertaba a distinguir si la estrella enlutada era adorno, emblema o recompensa. La población civil apenas pudo verlos y aunque pudiese, en aquellos días de grandes asombros, no valía la pena interesarse por los que pronto llamarían “estampillados” a causa de su improvisación y de su parche negro.

Quince días después, salía de Sevilla la promoción hermana y luego otras sin interrupción hasta un total de 153 cursos.

Se rebajó a los 18 años el límite de edad y se exigieron dos meses de frente. Las escuelas, separadas por armas, se hicieron academias, más formales y castrenses, bajo la dirección del general Orgaz, con dos meses de espartano internado, repleto de actividades teóricas y prácticas.

Más tarde, los cursos de aptitud para mandos superiores, proporcionaban los empleos de Teniente y Capitán Provisional."


(cont)
_________________



A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)


Ultima edición por Amenofis el 31 Oct 2011 4:35 pm; editado 3 veces
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
Amenofis
Generalleutnant
Generalleutnant
Amenofis

Registrado: 27 Dec 2008
Mensajes: 3663
Promedio por Día: 1.8
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 19 Oct 2010 11:14 pm     Responder citando

"CÓMO ERA EL ALFÉREZ PROVISIONAL

Pronto una muchedumbre de estudiantes se hermanaban en el anonimato de su “estrella fugaz”. El Alférez Provisional resumía en sí mismo la integración nacional de un Movimiento donde Ejército y pueblo se compenetraban y confundían. Este fue su primer y principal significado.

Una figura airosa y campera, inédita hasta entonces, inimitable fuera de España, irrumpía en la Historia como síntesis del ideal de Cruzada. Al lograr su alferecía, los bachilleres prescindían limpiamente de sus variados orígenes y tendencias para coincidir en los principios esenciales.

Como hoy mismo, ya peinando canas y superando partidismos políticos, se agrupan 16.000 en Hermandad bajo el lema de “Aquí estamos”, llevando cosida, en el forro de su capote o su guerrera de comandantes, la vieja estrella, como ironía de lo provisional que permanece y llega vivo a sus bodas de plata. Son los mismos, perdura su espíritu providencialista, abierto, combativo por la verdad.

Cuanto más lo estudiamos, más encontramos en la figura del Alférez Provisional este símbolo del Alzamiento: joven, viril, alegre, con cuatro ideas claras y profundamente sentidas, sobreponiéndose a programas políticos para fundirlos en el sentir común. “Por Dios y por España”, que se hizo clásico como lema y epitafio de guerra.

Como si hubiesen tomado carne en el Alférez Provisional aquellas consideraciones oficiales de “rapidez”, “eficacia” y “romper moldes inútiles”, que justificaban su nacimiento y su fugacidad, aquellas mismas cualidades pudieran ser los términos de su definición: militar, ni más ni menos que lo indispensable; nada hermético ni ordenancista; un poco desahogado en lo disciplinario, estrecho y cuartelero, para volcarse de lleno en lo ágil y oportuno, para vivir sobre todo de arrojo y de moral.

“Bendito sea Franco, que ha sabido vestir de alférez a los niños”, oí decir a un moro barbudo, entre admirativo y escéptico de aquella decisión, viendo ante sí al primer Alférez imberbe del tercio, que aparecía en el frente de Madrid allá por los primeros días de noviembre del treinta y seis. Hoy no hace falta investigar si la medida fue acertada, cuando sabemos los resultados bélicos y aún sociales de aquella transfusión recíproca de Ejército y Universidad.

Pero marca bien el distinto tono afectivo de ese saltar del pupitre a
la trinchera que fue para Remarque base de sentimentalismos pacifistas en las dos guerras mundiales.

¿Qué es lo que atraía al combatiente universitario para hacerse Alférez Provisional?. No podía ser el brillo del uniforme, porque había poca uniformidad y menos brillos y aun muchas veces, hasta su estrella metálica desaparecía prendida en cualquier arbusto durante el ataque. Era un deseo de servir más y mejor en el mayor empleo, honrada ambición de mando y jefatura, algo también el juvenil deseo de independencia de la “propina” paterna y tener paga propia, aunque fuese tan simple, capicúa y periódica pura, como trescientas treinta y tres con treinta y tres.

Sus móviles serían muy complejos, pero eran sobre todo un puro afán de entrega y acaso de aventura, con un contenido espiritual que ahora apenas comprenden ni imaginan las nuevas generaciones.

Era que se cifraban en él –no encuentro mejor símil- las características del caballero cristiano, cuando coincide en un hidalgo español: impaciencia en la eternidad, culto del honor, desprecio de la muerte. Así se ha podido decir que, con sus pocos años, el Alférez Provisional no era un señorito, sino un señor.

Por eso se ha estereotipado una figura del Alférez Provisional, yendo siempre delante en el ataque, el primero de todos, despreocupado de la predestinación a la muerte que presagiaba su estampilla negra, con la diana dorada de su estrella sobre el corazón.

No eran ángeles. Se ha insistido demasiado en sus juergas y escándalos los días de descanso. Anécdota estruendosa, en muchos casos cierta, pero aislada, que retrata un sector parcial del tipo. Esas debilidades eufóricas de quienes viven en tensión constante con la muerte son excepcionales datos de infrahistoria que nada significan en conjunto.

Lo que puede asegurarse es que el Alférez Provisional era romántico por joven, por universitario, por alférez… y más por Provisional. Que también era el primero en dar el pecho a la comunión la víspera del ataque y que muchos rezaban el rosario con us tropa antes del anochecer. Hay que saber que algunas promociones se consagraban solemnemente al Corazón de Jesús, y que la Virgen de las Angustias tiene un manto tachonado de estrellas de seis puntas, cada una con el nombre de un caído de los cursillos granadinos, que se lo ofrecieron antes de caer. No me sorprendería que alguno de ellos subiese a los altares y acaso más de un lector tenga a punto su nombre."


(cont)
_________________



A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)


Ultima edición por Amenofis el 16 Dec 2011 3:35 pm; editado 1 vez
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
Amenofis
Generalleutnant
Generalleutnant
Amenofis

Registrado: 27 Dec 2008
Mensajes: 3663
Promedio por Día: 1.8
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 19 Oct 2010 11:16 pm     Responder citando

"LA CONTRAFIGURA

También los rojos improvisaron sus oficiales, pero eran efectivos o de complemento desde un principio, cuando no por designación súbita, “de dedo”, sin un nombre específico. Procedían de las “Escuelas Populares de Guerra”, y ese tono de popularidad, mal entendida, fue una de las causas de su poco relieve, frente al marchamo universitario de los Provisionales. Sus cursos promovían indistintamente a clase de tropa u oficiales, según la aplicación de los alumnos. Pero el reverso del Alférez Provisional no fue el oficial rojo, sino un tipo más siniestro y acaso mucho más eficaz: El comisario político. Mientras el clásico Alférez Provisional, tal vez contraviniendo el reglamento, destacaba su silueta delante de su sección, como guía que arrastraba sus hombres, el comisario empujaba a los soldados bisoños colocando tras ellos las ametralladoras para evitar indecisiones. Así fue la contrafigura del Alférez Provisional.

LA MADUREZ BÉLICO-MILITAR DEL PROVISIONAL

Los 29.074 Alféreces Provisionales, que desde Sebastián Camarero a Rafael Palenzuela –primero y último- ha recontado pacientemente el teniente coronel Gil Ossorio, son un dato expresivo de su contribución. Si a ellos agregamos unos 500 que tuvo Aviación y el grupo menor de Infantería de Marina, puede tomarse como definitivo un número total de 30.000. De ellos, 22.000 fueron de Infantería combatiente.

Tal número supone aproximadamente los dos tercios de la oficialidad de campaña, casi el completo de los mandos de sección, la mayor parte de los de Compañía y algunos de Batallón o unidades similares en otras armas. Porque al terminar la guerra, 10.000 eran tenientes y 300 habían ascendido a capitanes.

Ellos fueron, pues, el armazón de los 700.000 combatientes de Franco, el pulso y el impulso del combate, con sólo la táctica precisa, con escasa técnica, compensadas por derroches de valor y sentido común. Pudieron hacer suyas, al comienzo, las frases consagradas: “¡Al diablo los principios y vamos a ver de qué se trata!”, o bien: “¡Fuera moldes, aquí lo que hay que hacer es discurrir!”, aunque iba más a su estilo una española: “¡Déjese de reglamentos, mi capitán, que ahora va de veras”!.

Su ¡adelante!, o su ¡arriba! no era muy ortodoxo ni muy recomendable como norma común, pero en muchas ocasiones fue resolutivo a la hora de la verdad.

Así fue el prototipo en el sentido cronológico, el de los primeros cursillos, cuando la guerra aún era irregular, el que ha quedado como estampa clásica y legendaria del Alférez Provisional. Pero se olvida su sentido de responsabilidad, la preocupación escrupulosa por la vida de sus hombres, su afán de perfección profesional, que le llevaba incluso a solicitar de su comandante clases ampliatorias en días de descanso y a apurar las situaciones tácticas en instrucción de combate, donde era tan difícil interesar a los soldados por un enemigo nada más que supuesto.

No se puede valorar al Oficial Provisional con dichos populares, tópicos y superficiales. Entre el alferecillo inexperto y el curtido capitán había casi un abismo de ciencia y experiencia militar. El primer juicio de su calidad técnica lo ofreció –ya en mayo de 1937- el general jefe del Ejército del Sur- Queipo de Llano- reconociendo oficialmente que “los Alféreces han actuado ya en el combate a la altura de la oficialidad veterana, ofreciéndose para los puestos de mayor peligro”.

Hay otra opinión del máximo valor. El mismo Franco, al inaugurar el Valle de los Caídos, los citaba como una manifestación del genio español, que entonces “había de asombrar al mundo por su espíritu y aptitud para el mando”.

Tal es el contratópico del Alférez Provisional, que no anula el tópico, sino que lo completa y supera. Con él está patente la contribución a la Cruzada en cantidad y calidad."


(cont)
_________________



A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)


Ultima edición por Amenofis el 16 Dec 2011 3:41 pm; editado 2 veces
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
Amenofis
Generalleutnant
Generalleutnant
Amenofis

Registrado: 27 Dec 2008
Mensajes: 3663
Promedio por Día: 1.8
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 19 Oct 2010 11:19 pm     Responder citando

"SU ESPÍRITU PERMANECE

No es menos importante la contribución que el espíritu de los Provisionales supuso en la posguerra. Fue una paz tan difícil y amenazada que quienes no vivieron con ojos abiertos los primeros años de reconstrucción, con la guerra mundial y el bloqueo de España, juzgan ligeramente lo que fue obra titánica de esfuerzo y sacrificio.

El Alférez provisional fue entonces un ejemplo y una sugerencia para crear la Milicia Universitaria. Hay que tener en cuenta la trascendencia de esa transfusión recíproca entre Ejército y Universidad que hace el Provisional, hermano mayor del Alférez de la I.P.S. Hay que saber que éstos tienen ya en Rojas Navarrete un continuador de la epopeya de los “estampillados”. El Ejército mismo de la paz adquirió un nuevo carácter por el contacto de unos y otros, muy útil para la sociedad militar.

Nada expresa mejor la contribución de los Provisionales a las distintas tareas de la vida nacional, que la ruta de sus posteriores destinos.

Unos, siguiendo la senda militar, tienen hoy sus más altos representantes en el coronel Campano, de Infantería y Estado mayor, y en once coroneles de Aviación, encabezados por Gavilán, Bayo e Ibarreche. Otros, prefiriendo servir a un señor que no se puede morir, son sacerdotes y religiosos como los padres Tato, Oltra, García Inés o el teniente coronel de Infantería Zarandona, medalla militar y seminarista de misiones, son ejemplos de un nutrido grupo. Algunos llevaron su espíritu a las más altas esferas y son los ministros Rubio, Solís, Navarro. Otros son hombres de ciencia o de empresa, investigadores, artistas, juristas, ingenieros.
La mayoría, en fin, siguen siendo españoles sencillos que en los oficios del campo y la ciudad cumplen su deber, tal vez sin brillos, pero con la misma eficacia que en la guerra, con aquel estilo militar de vida que aún perdura veinticinco años después.

Todo ello amplía el cuadro de su contribución hacia las generaciones nuevas.

LA GESTA DEL ALFÉREZ PROVISIONAL

Nos hemos dejado llevar del afán estadístico. Ahora, al tratar de la gesta, ¿contaremos los muertos?. Porque la aureola popular del Alférez Provisional es un romance de juventud y muerte, que la retaguardia comentó como un sino fatal a partir de la cuarta promoción. ¿Cuatro mil muertos en campaña?. Si se tiene en cuenta que el total de caídos en las filas nacionales fue de 75.000 y que la mayor densidad de las promociones se dio cuando la guerra iba ya vencida, la proporción es extraordinaria. Pero no hagamos demasiados cálculos. Lo que más importa no es saber cuántos mueren, sino el cómo y el cuándo, porqué y para qué mueren.

El primero cayó seguramente en esos quince días que median entre el 3 de octubre de 1936, que acabó en Burgos el primer cursillo y el 18, que saldrá la promoción hermana en Sevilla. Aún está por averiguar quién fuera. El último de la Cruzada, Alfonso de Churruca, cayó en la cabeza de Puente de Toledo el 27 de marzo de 1939, con una espoleta de medio kilo clavada en la cadera. Eran las últimas descargas de la artillería enemiga.

Se han contado y están registrados los nombres y hechos de 11 caballeros laureados y 156 medallas militares. Más de la quinta parte de las 52 laureadas concedidas en aquella guerra. No sabemos el porcentaje total de héroes, aunque hay que suponer que sea muy alto. Pero todo esto sería medir el heroísmo con un patrón demasiado material e imperfecto y olvidar innumerables casos que, por inadvertidos, quedaron en silencio.

Hablan por todos las acciones de los laureados muertos. Blasco Vilatella, el más popular, citado como ejemplo de heroísmo fanático en los diarios rojos; Chicoy, Gargallo, García Siso… Los de los contraataques a fonos que hacen retroceder al enemigo atacante más allá de sus bases de partida; los que, heridos, continúan combatiendo, negándose a evacuarse a consciencia de que la evacuación será luego imposible. Nada os dirán personalmente, por modestia, los tres que quedan vivos: Orozco, Alemán, de la Concha….

Al comenzar el año 1937 ya eran populares aquellas sentencias de humor negro con que la retaguardia sintetizaba el sacrificio de los Provisionales: “Estrellas fugaces”, “Angelitos al cielo”. “Alférez Provisional, cadáver efectivo”, “Un ser que nace, crece, se estampilla, y muere”. “La primera paga, para el uniforme; la segunda, para la mortaja”, ¡como si ambas cosas no fueran una sola!. Ellos hablaban de la muerte con el sereno desenfado de decir: “¡Si hay que palmar, se palma!”. Sin embargo, no he podido conseguir una fotografía de ninguna de las seis primeras promociones burgalesas que concluyeron el primero de mayo. Su celebridad aún no era lo suficiente como para que los fotógrafos, pocos y atareados, captasen el desfile, la formación, o un simple grupo."


(cont)
_________________



A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)


Ultima edición por Amenofis el 16 Dec 2011 3:47 pm; editado 1 vez
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
Amenofis
Generalleutnant
Generalleutnant
Amenofis

Registrado: 27 Dec 2008
Mensajes: 3663
Promedio por Día: 1.8
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 19 Oct 2010 11:21 pm     Responder citando

"UNA FIGURA DE LA HISTORIA PARA EL ROMANCERO

Pero hacía ya tiempo que pertenecían a la Historia y al Romancero, como dijo por entonces Pemán, el cual, en marzo de 1938, perpetuaba los oráculos populares en un drama en prosa. “De ellos es el mundo”, a cuyo “ensayo general con todo” asistí casualmente en Zaragoza y del que fui asesor espontáneo:

Alférez….. provisional.
Triste y bella cosa por
su misma fragilidad.

El primer canto fue sin duda aquella simpática improvisación del Caudillo, poco conocida, cuando el 1 de octubre de 1937 decía al pueblo de Burgos desde el balcón de Capitanía:

“Mi recuerdo este día tiene que ser para los que se baten. Tiene que ser para el soldado, para el oficial, para esos bachilleres de los frentes que, cuando les colgamos en el pecho una estrella, sabemos que formamos una generación de Oficiales, sabemos que va el honor de España en ellos.

Hoy son esos hijos del pueblo, hoy son esos Alféreces Provisionales, los caudillos, los cabecillas de nuestras tropas, los que las arrastran a la victoria, los que mueren en racimos y mueren como nosotros hacemos, gritando: “¡Arriba España!”.

Franco acababa de comunicar a la multitud la conquista de Covadonga y la liquidación del frente Norte. Era el primer aniversario de su caudillaje y de la aparición de los Alféreces Provisionales.

En Fuencaliente, Granada y Riffien, en Valladolid y Sevilla, allí mismo, en Burgos, salían promovidos entonces cientos de ellos y enseguida ingresaban otros tantos aspirantes, que estrenarían su alferecía en la batalla de Teruel.

J. Mª. G.

+++
_________________



A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)


Ultima edición por Amenofis el 16 Dec 2011 3:49 pm; editado 1 vez
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
Amenofis
Generalleutnant
Generalleutnant
Amenofis

Registrado: 27 Dec 2008
Mensajes: 3663
Promedio por Día: 1.8
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 19 Oct 2010 11:24 pm     Responder citando

y como colofón, pongo este poema, escrito por José María Pemán en marzo de 1938, y dedicado a los alféreces provisionales (algunos de sus versos son los incluidos en el artículo previo):

El alférez provisional

Alférez… provisional
¡Triste y bella cosa por
su misma fragilidad!
Como una flor en el viento,
como un vaso de cristal,
soy español por alférez
y más… por provisional.
¡España haciéndose siempre,
y siempre en un despertar,
sobresaltada en la fiesta,
y un ponerse a improvisar
guerrillas para los valles
y barcos para la mar!.
Tierra de genio infinito
y el iluminado afán
entre tú y yo, España mía,
¡qué honda y secreta hermandad!.
Tú, tierra joven y nueva,
que aún estás medio ganada
y quieres ser grande ya.
Yo aquí, ofreciéndote, España,
veinte años igual que veinte
dalias frescas, y la muerte
del jardinero detrás.
¡Tú, en dos saltos, un Imperio!.
¡Yo…. Alférez provisional!
+++
_________________



A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)


Ultima edición por Amenofis el 16 Dec 2011 3:53 pm; editado 1 vez
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
Amenofis
Generalleutnant
Generalleutnant
Amenofis

Registrado: 27 Dec 2008
Mensajes: 3663
Promedio por Día: 1.8
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 21 Oct 2010 9:15 am     Responder citando

Este enlace tiene una magnífica explicación del espíritu, y del origen, de los alféreces provisionales.

Pertenece a una película de los años 60 (debió ser 1964-65): "Un puente sobre el tiempo":

http://www.youtube.com/watch?v=v78Vas-BEeY
_________________



A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
Pablo Sagarra
Oberstleutnant
Oberstleutnant
Pablo Sagarra

Registrado: 20 Oct 2008
Mensajes: 710
Promedio por Día: 0.34
Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 21 Oct 2010 11:05 am    Título del mensaje: gracias Amenofis... muy bueno Responder citando

gracias Amenofis... muy bueno....
Ahora habría que ir acotando la presencia de alféreces (y tenientes) provisionales y hasta algún Capitán, y por supuesto también suboficiales, en la campaña de Rusia. Hubo centenares como es sabido y algun día habrá que relacionarlos a todos...

Pero ahora quiero sólo apuntar la presencia de oficiales y suboficiales provisionales que tuvieron que ir como simples guripas lo cual resulta enormemente admirable y demuestra la carga ideológica de la campaña.

¿cuántos de estos últimos fueron? Aquí si tenemos un desafío grande y muy dificil de acometer...
_________________
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
ASPA ROJA
Generaloberst
Generaloberst
ASPA ROJA

Registrado: 10 Sep 2009
Mensajes: 5978
Promedio por Día: 3.35
Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 22 Oct 2010 1:52 pm     Responder citando

En Rusia estuvo un requete del Tercio Abarzuza que fue Alferez Provisional y llego a la DA de Capitan ,posteriormente fue el primer Provisional que alcanzo el Generalato se llamaba Angel Campano Lopez despues ocupo los carpos de Director General de la Guardia Civil y Capitan General de la VIII Region Militar; ya con el grado de Teniente General. Medalla Militar Individual
_________________


"Ante Dios nunca seras heroe anonimo" de la Ordenanza del Requete
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Amenofis
Generalleutnant
Generalleutnant
Amenofis

Registrado: 27 Dec 2008
Mensajes: 3663
Promedio por Día: 1.8
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 23 Oct 2010 4:42 pm     Responder citando

Aunque creo que debemos abrir el tema en el subforo pertinente, no quiero dejar sin mencionar a Antonio Vallejo, alférez provisional en la Cruzada, teniente (creo) en la División Azul y actual presidente de la Hermandad de ex-combatientes de la guerra civil.
_________________



A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
calatrava
Generalmajor
Generalmajor
calatrava

Registrado: 23 Sep 2009
Mensajes: 2421
Promedio por Día: 1.37
Ubicación: Alicante

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 23 Oct 2010 6:41 pm     Responder citando

Se puede decir sin temor a equivocarse que la División Azul fue una División encuadrada por "provisionales". Todos los alféreces lo eran, mientras que los tenientes solian ser antiguos provisionales que ya habían hecho los cursos en las Academias de Transformación, y esta circunstancia se repetía en buena parte de los capitanes.

Esto generó algunos problemas, como el hecho de que numerosos oficiales tuvieran que abandonar el frente antes de lo que tocaba (algunos en el mismo mes de octubre de 1941) porque debían regresar a España para pasar a las Academias de Transformación.

Los mismos alemanes achacaron algunos problemas de la División (como cierta relajación en la disciplina) a que hubiera tantos mandos "provisionales". Pero la verdad es que estos mandos "provisionales" eran posiblemente los más adecuados para sintonizar con una tropa como la de los voluntarios de la División Azul, especialmente con los del contingente inicial. Estos "provisionales" eran en su inmensa mayoría estudiantes universitarios que en función de esa cualidad habían sido reclutados para los cursos de oficial; y la tropa, como sabemos, estaba compuesta por muchos estudiantes, universitarios, o con el Bachillerato. Una gran parte de los oficiales "provisionales" habaían militado en el SEU falangista, en la Asociación de Estudiantes Tradicionalistas o en la de Estudiantes Católicos, es decir, compartían ideas y vivencias con sus hombres. No olvidemos además cual era el perfil típico del militar profesional español de la época: solía ser miembro de familias que constituían una auténtica casta, donde la profesión de las armas se heredaba casi, y se sentían muy alejados y distintos del hombre de la calle. Esa "fisura" no se daba en el caso de los "provisionales", mucho mas adecuados para conectar con el soldado de a pie de la División.

Lo que si es un auténtico desafío, lo que sí debería intentarse, es recopilar el mayor número posible de oficiales provisionales que, no encontrando plazas de oficial, se alistaron como simples soldados. Estoy convencido de que si algun dia hicieramos ese listado nos ibamos a sorprender por la cantidad de ellos. En base a los casos que conozco, estoy convencido de que se trata de centenares de casos. Si todos los foristas pusieran aquí los casos que conocen, podriamos empezar a hacerlo.

Se ha hablado de que el alistamiento de tantos "provisionales" se debía a su deseo de ascender en unos escalafones que estaban sobrecargados. Yo lo dudo muchisimo. En base a lo que me ha sido dado conocer de primera mano (testimonios orales, diarios inéditos), lo que detecto es algo distinto. Me explico. Acabada la guerra, la masa de oficiales "provisionales" que existía en los cuarteles se encontraron con cierto "desprecio" por parte de los "profesionales" que ponían en duda su cualificación. Para muchos "provisionales", el alistarse voluntarios para la División Azul parece haber sido una forma de decirles a quienes así los juzgaban: "vais a ver ahora si somos buenos militares o no". Este "orgullo", más que el simple deseo de escalar unos peldaños en el escalafón, me parece haber sido mas decisivo e influyente.

Por otra parte, me gustaria que empezáramos a corregir una gran injusticia. Se habla mucho de los oficiales provisionales. Pero poco, demasiado poco, de los sargentos provisionales. También hubo infinidad de ellos en la División Azul (que aun lo eran, o que ya habían pasado por las academias para hacerse profesionales). Y la verdad es que entre estos sargentos "provisionales" encontramos a muchos de los grandes combatientes de la División.
_________________


Con mi canción la gloria va, que en Rusia están los camaradas de mi División... ...
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
Amenofis
Generalleutnant
Generalleutnant
Amenofis

Registrado: 27 Dec 2008
Mensajes: 3663
Promedio por Día: 1.8
Ubicación: Paracuellos de Jarama, ESPAÑA

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 23 Oct 2010 10:36 pm     Responder citando

Entiendo que las palabras "alféreces provisionales" engloban también a los suboficiales, a los tenientes y a los capitanes. No estoy seguro, pero creo que la Hermandad de Alféreces provisionales también era para suboficiales.

De hecho, y hablando de la escala de Complemento, UNAMU (asociación al aque pertenezco) decidió que los emblemas de nuestra asociación (boina y beca) no llevaran, ni distintivos de Arma, ni distintivos de grado, precisamente para evitar hechos diferenciadores. Y en esta asociación tenemos desde sargentos hasta varios generales de División.
_________________



A mí me parece, Señor, que no tengo otra cosa buena sino ser español (Catalina de Erauso, "la Monja Alférez", a un Cardenal)
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
GONZALO
Hauptquartier
Hauptquartier
GONZALO

Registrado: 02 Feb 2008
Mensajes: 9216
Promedio por Día: 3.89
Ubicación: Madrid

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 24 Oct 2010 9:37 am     Responder citando



Se ha mencionado como ejemplo de figura que encarna a los Alféreces provisonales a Antonio Vallejo Zaldo y aunque está previsto realizar con él una entrevista con más profundidad sobre aspectos de su vida divisionaria. Y sin querer, para nada, desviar el motivo del post. Expongo un breve resumen del paso por la División de este Alférez. Pertenece al 14º Bon. de marcha y cruza la frontera de Irún el 13.08.42 incorporandose al 15 Rgto. del 269. El 27.12.42 es herido y el 27.02.43 se incorpora al 2 Rgto. I Bón. del 269. El 13.04.43 es destinado de nuevo al 15 Rgto del 269 siendo concedida la EkII el 18.07.43. El día 31.08.43 causa baja en la D.A.
Un saludo.
_________________


"Per aspera ad astra"
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
calatrava
Generalmajor
Generalmajor
calatrava

Registrado: 23 Sep 2009
Mensajes: 2421
Promedio por Día: 1.37
Ubicación: Alicante

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 24 Oct 2010 11:51 am     Responder citando

Me temo que debo contradecir a Amenofis: existía una Hertmandad de Alfereces Provisionales (en la que estaban todos los que habían pasado por esa categoria militar) y, aparte, la Hermandad de Sargentos Provisionales, diferenciadas y autónomas.
Otra cosa es que en lo que después se llamaron "los de milicias" (Milicia Uniniversitaria, IPS, IMEC, etc.), en sus hermandades, si que admitieran indeferenciadamente a los que habían sido sargentos y alféreces. Pero en el caso de los de la Guerra Civil, existieron dos Hermandades diferenciadas.

Vuelvo a sugerir que intenetemos recopilar los casos de alfereces provisionales que sirvieron como soldados en Rusia. Si mi memoria no me falla, por ejemplo Serafin Pardo en su libro de memorias sobre la campaña rusa dice que en su Compañía (9ª/262) había tres soldados que habían sido oficiales provisionales en España...
_________________


Con mi canción la gloria va, que en Rusia están los camaradas de mi División... ...
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
GONZALO
Hauptquartier
Hauptquartier
GONZALO

Registrado: 02 Feb 2008
Mensajes: 9216
Promedio por Día: 3.89
Ubicación: Madrid

Hombre



Estado: Desconectado
MensajePublicado: 31 Oct 2010 11:17 pm     Responder citando


La calle que da acceso a la entrada al nuevo museo del Ejército conserva este nombre, aunque yo no me atrevería asegurar por cuanto tiempo.
Un saludo.
_________________


"Per aspera ad astra"
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Enviar tema a:
Meneame Meneame
Digg

Guardar tema en favoritos:

Google Bookmarks

Yahoo Yahoo Bookmarks

Delicious Delicious

Sindicar titulares de este foro

Todas las horas están en GMT + 1 Hora

No puede crear mensajes
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas

Página 1 de 2 | Ir a página 1, 2  Siguiente
Publicar Nuevo Tema     Responder al Tema        Índice de memoriablau -> Precedentes históricos


 
Saltar a:  



Sitios amigos

memoriablau
Equipo de Adm.Moderación
Estadísticas
Mapa del sitio
RSS Sindicar temas
|
|
|
|
|
|
Opciones de usuario:
Registrarse :: Conectar
Editar perfil
Eliminar cuenta de usuario
Borrar cookies creadas por este sitio
|
|
|
|
|
|
Privacidad :: Terminos del servicio